Skip to content

Rumbo al Este VIII. Salzburgo (1)

9 enero, 2011

18 de agosto de 2010

 Ayer al llegar al hotel-pensión Jahn, está situado en la calle Elisabethstrasse, lo que vemos no nos gusta. Algo “cutre” y con un indeterminado olor agridulce en su interior.

La mujer que nos atiende no deja de comer mientras lo hace, en fin, de todo hay, pero el choque es fuerte viniendo del estupendo hotel de Obertraum.

Nos ubicamos en las parcas habitaciones y salimos a dar un paseo. Atravesamos un oscuro y solitario barrio hasta llegar al río Salzach por St. Julien Strasse y cruzarlo por el puente Lehener Bruke. La idea es dar un paseo junto al río hasta el centro y hacernos una idea para mañana.

A los pocos metros recordamos una recomendación importante, visitar el monasterio de los Agustinos, que en realidad es una famosa cervecería; Agustiner.  Así que abandonamos el paseo y subimos decididamente hacia Müllner Bräu, que es como se le llama allí, que se encuentra entre Lindhofstrasse y Agustinergrasse.

 La Müllner Bräu se encuentra en un antiguo monasterio de los Agustinos fundado en 1605.

En los edificios de la antigua abadía se puede encontrar un molino y otras partes de las instalaciones de la abadía. En la parte del edificio de la cervecería se puede encontrar una gran puerta con decoraciones de estuco de Diego Francesco Carlone desde 1710.

 También se puede ver dos estatuas, una de San Agustín y la otra de San Benito. Hoy día, tiene un valor considerable al mantener la vieja tradición de la elaboración de la cerveza artesanal, incluyendo el sello distintivo de servir la cerveza de un barril de madera en mugs de cerámica.

La producción de cerveza en Agustiner es  considerada todavía como un arte La cerveza es elaborada con técnicas artesanales tradicionales, hecha sólo de malta, agua, lúpulo y levadura, libre de aditivos. Es una cerveza fresca y sabrosa, de color amarillo claro, ni amarga ni dulce.

Al entrar nos encontramos con los muebles donde se ordenan los mugs, jarras de cerámica, la más pequeña es de medio litro. Josetxu y yo nos animamos con la de litro y las chicas con la de medio litro, A continuación se enfría el mug en la fuente, se paga en caja y el ticket se entrega en el mostrador donde se sirve la cerveza recién extraída de los barriles de madera.   (22 €)

El edificio se completa con una serie de grandes salas llenas de mesas donde sentarse, y en los pasillos se reparten puntos de venta de todo tipo de manjares para acompañar la cerveza.

Nosotros nos decidimos pon unos codillos, y panceta asada (19 €)  y salimos al jardín exterior cubierto por frondosos castaños a disfrutar del momento en este acogedor ambiente que nos ofrece la cervecería Agustiner.

 

 

Buen lugar para recuperarnos del largo y movido día que hemos pasado.

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: